lunes, 28 de abril de 2014

Testimonio de Santos Vital, Valeria, Gervasio y Protasio

San Vital
Santos Vital, Valeria, Gervasio y Protasio, familia mártir. 28 de Abril

A Santos Vital y Valeria, la leyenda les pone como los padres de Santos Gervasio y Protasio (19 de junio, traslación de las reliquias). Al estallar la persecución contra los cristianos en Rávena, imperando Nerón, en el año 64 fue apresado y trasladado a Rávena el médico San Urcisino (19 de junio), Al ser conminado al martirio, Vital, que le había seguido y se hallaba presente, le anima a padecer cuando le ve flaquear. Una vez degollado, Vital toma el cuerpo de Ursicino y lo entierra, lo que le vale ser arrestado y después de sufrir varias torturas, para hacerlos apostatar el juez Paulino manda lanzarlo a una fosa profunda y cubrirla de tierra. Valeria tendría la intención de recuperar el cuerpo, pero los cristianos de Rávena la previenen del peligro de hacerlo, después intenta ir a Milán, pero durante el recorrido unos paganos la invitan a que sacrifique con ellos a los dioses; ella lo rechaza y por ello es retenida y muere en la cárcel, tres días después.

Santos Gervasio y Protasio
Vidriera. Siglo XIX.
Y yendo a sus hijos Gervasio y Protasio: Su martirio se narra en un documento que le da el nombramiento “servus Christi”. Este escrito fue hallado junto a los cuerpos de Gervasio y Protasio, encontrados el 19 de junio de 386 por San Ambrosio de Milán (4 y 5 de abril, muerte y entierro; 7 de diciembre, consagración episcopal), luego de una revelación. Pero los martirios de Valeria y Vital no aparecen en dicho documento, que se limita a decir que los padres de Gervasio y Protasio se llamaban así: Vital y Valeria. Según este texto, Gervasio y Protasio serían mártires mucho tiempo después de sus padres, pues dice que: 
"siendo ya difuntos sus padres (...) vendieron la casa propia, en que habían nacido, y toda su hacienda, y repartieron el precio de ella a los pobres, y a sus esclavos, dándoles libertad; y encerrándose en un aposento, para darse al estudio y la oración, estuvieron en él diez años, vacando á solo Dios; y al onceno alcanzaron la corona del martirio".


Es decir, que ambos eran adultos al ser martirizado su padre, y morir su madre de los que o se dice su martirio. Del de los hermanos narra que fue en tiempo del príncipe Astasio, que pretendía cargar contra los marcomanos (Moravia):
"saliéronle al camino los sacerdotes de sus templos, y dijéronle [a Astasio], que si quería alcanzar victoria de los enemigos, apremiase a Gervasio y a Protasio, que eran cristianos, para que sacrificasen a los dioses inmortales: los cuales estaban enojados con ellos, porque les negaban la debida adoración, y que no querían ya responder a sus preguntas, ni hacer a los pueblos el favor que solían con sus oráculos".
Así pues, apresados, fueron martirizados. Protasio decapitado y Gervasio a palos. Ambos serían enterrados en Milán, y olvidados, para aparecer en 396 a San Ambrosio, según dije antes.


Este mensaje de enojo de los dioses y mal augurio sobre la batalla podría explicarse si ambos hermanos fueran soldados (cosa que no nos dice el martirio de Vital). Como señala Eusebio en la Historia Eclesiástica y se deduce de la passio de San Mauricio, eran comunes los sacrificios previos o posteriores a las batallas, unos para pedir el favor de los dioses, y otros para dar gracias. En ellos, si había soldados cristianos que se negaban a sacrificar, eran ajusticiados. Por una parte era de mal ejemplo permitirles vivir luego de desobedecer; y por otra, los dioses podían molestarse y hacer caer en desgracia al ejército. Ahora, sabiendo que estas luchas sobre Moravia tuvieron lugar en tiempos de Marco Aurelio Antonino, habría que decir que el martirio habría ocurrido a mediados del siglo II, más de 100 años después de la muerte de Vital y Valeria. Algunos incluso dicen que podrían ser mártires más recientes a la época de Ambrosio.


Urna con los cuerpos de Ambrosio, Gervasio y Protasio.
Basílica de San Ambrosio de Milán
Gracias a P. Ángel Luis Estecha
El Metrafastre en sus vidas de santos añadió a la narración el nombre del juez: Anolino, y convierte los diez años de retiro, en diez años de cárcel, para finalmente ser martirizados junto a Santos Nazario y Celso (28 de julio; 12 de junio, invención de las reliquias; 10 de mayo, traslación; 19 de junio, junto a Gervasio y Protasio, y 14 de octubre, Iglesia Griega), cuya invención también se debe a San Ambrosio, pero cuya passio dice que fueron martirizados más un siglo después de Gervasio y Protasio, ¡imperando Diocleciano!

Santos Vital, Valeria, Gervasio
Protasio y Urcisino. Venecia.


En Milán existió la iglesia (hoy destruida) dedicada sólo a Santa Valeria. Actualmente están la de San Vital y otra dedicada a Gervasio y Protasio, donde reposan sus cuerpos. Otras reliquias de los hermanos fueron llevadas a Tours por San Eustoquio (19 de septiembre), obispo de esta ciudad. Y otras en Breisach am Rhein, Alemania, otras más en la catedral de Soissons, y en otras zonas de Bretaña

A San Vital se dedicó la importante basílica de San Vital de Rávena, en el siglo VI, de bellos y magníficos mosaicos conservados hasta hoy. Esta Basílica fue consagrada el 17 de mayo de 548, y más tarde se dedicó también a sus hijos Gervasio y Protasio, mientras que un altar lateral se dedicó a San Urcisino. Tiene también una iglesia en Venecia, en donde se representa como soldado, a caballo (imagen superior).

No hay comentarios:

Publicar un comentario