jueves, 17 de enero de 2013

¿Quiénes son los cristianos de Arabia Saudita?

Mercader árabe (phillipsblog.com)
Antes de nacer el islamismo en la península de Arabia se practicaban diversas religiones, incluyendo el cristianismo y el judaísmo. En el norte de Arabia reinaron dos dinastías árabes cristianas de origen Yemení, entre Iraq y Nejd (centro de Arabia) reinó la dinastía nestoriana de los Lájmidas, aliados de Persia, y entre Líbano y el norte de Hijaz (costa Este de Arabia) los Gasánidas, de mayoría monofisita, aliados al Imperio Bizantino; también fueron cristianos los Árabes Yemení Banu Judham (que emigraron a Siria) y los Banu Hamdan (que permanecieron en Yemen, otros emigraron a Líbano). 

Con la conquista musulmana van desapareciendo los cristianos de la península de Arabia, y tras la batalla de Yarmuk (636 d. C), cuando es derrotado en Siria el ejército del Imperio Bizantino de Heraclio, los cristianos del norte de Arabia y Siria se van islamizando (excepto los Maronitas y los Asirios o Nestorianos), pues son sometidos a altos impuestos y diversas persecuciones. La familia real Saud y los Wahabíes (nombre debido al clérigo sunita Muhammad ibn Abd al-Wahhab, 1703–1792) o Salafistas (“los que practican correctamente le enseñanza piadosa”) gobiernan toda Arabia Saudita desde 1924, prohíben todo culto que no sea islámico en público; los Salafistas (sunitas) chocan con los musulmanes chiitas y musulmanes sufíes, pero además la Policía religiosa hace redadas en celebraciones religiosas domésticas, siendo el segundo país más peligroso para la fe cristiana en 2012. 

Arabia Saudita está habitada por los Árabes Najdí o de Nejd (grupo dominante, más de doce millones de Árabes), Árabes de Hijaz (unos nueve millones), los Beduinos (más de un millón, sobre todo en Nejd) y los Árabes del Golfo o Saudíes (más de 800.000, al E y S de la provincia Oriental, y Najrán); los Árabes venidos de países como Egipto, Líbano, Omán, Palestina, Siria, Sudán; los Ta`izzi-Adeni o Árabes del sur de Yemen. Hay inmigrantes musulmanes (de mayoría sunita) de etnias de Asia: Beluchis, Bengalíes, Javaneses, Malayos, Persas, Punyabíes, Turcos, Hui, Uigures, etc.; de etnias de África: Swahili (incluyendo a los demás africanos negros musulmanes), Somalíes, etc.; hay inmigrantes de Filipinas, China, India, Inglaterra, EEUU, Francia, Corea del Sur, Indonesia, Italia, etc. 

El petróleo suma el 90% de las exportaciones de Arabia Saudita y genera el 75% de los ingresos del gobierno, siendo descubierto en 1938 (la principal zona es Dammam, al NE, junto al Golfo Pérsico), por ello es el país con menos deuda económica. Arabia Saudita es un país con alta tasa de inmigrantes, como indica el hecho de que por cada 100 varones hay 84 mujeres, por ello el país tiene el récord de menos mujeres en el mundo (sumado al hecho del infanticidio, la ablación, el hambre y el maltrato doméstico); la mayoría de los extranjeros se localizan en la región occidental de Hijaz, cuya ciudad principal es Jeddah, habitada por más de cinco millones de habitantes, incluyendo europeos y asiáticos, y la región es más cosmopolita pese a estar cerca de las ciudades religiosas de La Meca y Medina; Riad es más conservadora y aislada que Jeddah, y los Salafistas a menudo critican a los “liberales” Árabes de Hijaz. 

(http://midnightwatcher.wordpress.com)
Arabia Saudita es el séptimo país que más invierte en armamento, su sistema penal no acepta injerencias de la ONU, la apostasía se castiga con la muerte, por eso no hay libertad religiosa aunque en teoría se permite el culto privado; EEUU y Europa no critican el régimen de los Saudíes porque dependen en gran parte del petróleo y de su cooperación militar frente a países más inestables como Yemen, Iraq, Irán y Siria; Arabia Saudita patrocina grupos Salafistas en países donde los chiitas son mayoría, como Siria, Iraq, Bahrein, Azerbaiyán, sur de Líbano, o en el norte de Malí y de Nigeria, y patrocina la construcción de mezquitas en todo el mundo. 

El gobierno no reconoce oficialmente la existencia de otras religiones aparte del islam, considera que todos los habitantes son musulmanes, y hay denuncias de obreros y empleados forzados a convertirse al islam, con el agravante de que sufren pena de muerte si quieren volver a su religión anterior. Los cristianos Árabes son pocos debido a las restricciones, se trata sobre todo de Egipcios, Sudaneses, Palestinos y otros pocos según el Proyecto Josué; es mayor el número de cristianos entre los inmigrantes de Filipinas, India y de la mayoría de los países de Europa o EEUU. 

De 1983 a 2012 (29 años) el Obispo vicario de Arabia, Giovanni Bernardo Gremoli se ocupó de los cristianos filipinos, indios y otros que trabajan en la península árabe, excepto Kuwait; desde 1939 había una iglesia en Bahrein, en esos tiempos también en Emiratos Árabes Unidos y el sultanato de Omán; Gremoli construyó las modernas iglesias en estos países árabes, y en 2008 abrió la iglesia de Nuestra Señora del Rosario en Abu Dhabi (Qatar). En 2012 lo sustituyó el obispo capuchino suizo Paul Hinder. Los católicos de rito siro-malabar (provenientes de India) son unos ochenta mil en Arabia Saudita, atendidos dos vicarios apostólicos y un nuncio siro-malabar, pero de rito latino.

Fuente

"Arabia Saudita" Perfil en el Índice de Persecución: http://www.puertasabiertas.org
"Arabia Saudita" (etnias), en http://www.joshuaproject.net 
Más noticias sobre persecución en Arabia Saudita, en este enlace: http://cristianosperseguidosayeryhoy.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario