miércoles, 22 de febrero de 2012

La Iglesia Católica aún no está reconocida por el Estado turco

Tayib Erdogan, Primer Ministro de
Turquía (Foto: Affendina)
Resumen/V.I. El portavoz de los obispos turcos (CET), Rinaldo Marmara, durante un encuentro que tuvo lugar el 14 de febrero en Estambul entre los líderes religiosos y representantes de diferentes comunidades religiosas y el ministro turco y encargado de las negociaciones con la UE, Egemen Bagis, expresó la esperanza de que se reconozca la personalidad jurídica de la Iglesia Católica en Turquía y, por ende, la propiedad de sus edificios, «existentes o confiscados». Marmara, subrayó que «todavía hoy, la Iglesia católica no tiene personalidad jurídica y esta es la causa de la pérdida de sus edificios». 

Hay que recordar que el 27 de agosto del año pasado, el primer ministro turco Tayip Erdogan, con un decreto legislativo decidió la devolución de miles de propiedades a las Fundaciones religiosas no musulmanas, confiscadas por los diferentes gobiernos desde 1936. Con el término fundaciones religiosas no musulmanas indican las que reconocen diferentes tratados internacionales firmados por la república turca después de 1923. Esta ley no incluía a la Iglesia latina, pues no es considerada una fundación y no figura, ni sus propiedades, en la lista de 1936.

«Sin embargo -añade Marmara-, pienso que, aunque las propiedades de la Iglesia latina no aparezcan en la lista de 1936, figuran en la lista llamada de Bompard, del 8 de diciembre de 1913, firmada por entre el ministro del Exterior del Imperio Otomano, Said Halim Pasa, y el representante de la Iglesia en Turquía, el embajador de Francia, Maurice Bompard. La lista Bompard contiene alrededor de 500 inmuebles de propiedad de la Iglesia Latina. El acuerdo de 1913 indicaría que la Iglesia católica era entonces una Fundación. Espero, pues, que el decreto legislativo del 27 de agosto del año pasado pueda incluir una solución también para los edificios, existentes o confiscados, de la Iglesia latina. A este respecto, debo señalar la voluntad y el deseo del gobierno de encontrar una solución en este sentido».

Fuente

No hay comentarios:

Publicar un comentario