miércoles, 21 de diciembre de 2011

Musulmanes de Faisalabad pretenden declarar que la "María Goretti pakistana" se suicidó

Resumen/Fides. La presión política y los falsos testimonios tienen la intención de encubrir el caso de "Maria Goretti de Pakistán", según lo definido por la comunidad cristiana local: se trata de Mariah Manisha, la chica católica asesinada el 27 de noviembre de 2011 en el pueblo de Samundari (diócesis Faisalabad) por el hombre musulman de 28 años de edad, Mohammad Arif Gujjar, porque ella se negó a una violación, al matrimonio forzado y a la conversión al islam.

P. Khalid Rashid Asi, vicario general de la diócesis de Faisalabad, dice a Fides: "hay líderes políticos que se están moviendo para hacer olvidar el asesinato de Mariah. Tenemos miedo de que la investigación pueda terminar en nada. Por lo tanto, como Iglesia local, estamos siguiendo el caso y lo hemos llevado ante la Comisión 'Justicia y Paz de la Conferencia Episcopal". "Pedimos oficialmente que las investigaciones del caso se asignen a un equipo de fiscales federales, para evitar problemas de corrupción y la contaminación local", dijo el vicario de la diócesis.

Según la información proporcionada a la Agencia Fides de la Comisión "Justicia y Paz", en Faisalabad, "las investigaciones del caso continúan, pero en el pueblo de Samundari, donde hay muy pocos cristianos, algunos de los testigos musulmanes están dispuestos a declarar que la chica se suicidó, para exonerar al verdadero culpable". La Comisión de Justicia y Paz ha llevado a cabo su investigación y descubrió que Arif Gujjar, obsesionado con Mariah, la perseguía desde hacía tiempo y la amenazaba al ver la oposición de sus avances.

La iglesia local, dijo el padre Asi, "espera la conclusión oficial de esta historia y luego evaluará el caso desde un punto de vista espiritual, y para examinar la posibilidad de denunciar el hecho como un caso de martirio". En los últimos años en la comunidad católica en Pakistán, concluye, "hay varios casos como este, donde los creyentes, pobres y humildes, han preferido morir antes que abandonar su fe bajo amenaza".

Fuente

No hay comentarios:

Publicar un comentario